Actualidad Médica

20 de Octubre de 2021

SEMERGEN urge a las administraciones sanitarias para que apuesten por la modernización del modelo de Atención Primaria


Se ha presentado un documento para contribuir a la reconstrucción del SNS, elaborado junto a un grupo de expertos, en el que se incide en la necesidad de construir un nuevo modelo más resolutivo, con un acceso equitativo a pruebas diagnósticas en el conjunto del sistema. Mejorar la dotación de las plantillas, prever el recambio generacional y promover modelo organizativos integrados con el ámbito hospitalario, son algunas de las prioridades a acometer.

 

 

La Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN) ha presentado esta mañana en rueda de prensa, el documento La Medicina de Familia en la reconstrucción del SNS: propuestas para un nuevo modelo de Atención Primaria. Este trabajo ha sido elaborado por un grupo de trabajo multidisciplinar con el objetivo de generar conocimiento y abrir cauces y foros de diálogo para participar del debate sobre la reconstrucción del SNS tras la crisis provocada por la pandemia de COVID-19.

 

El grupo de trabajo autor del documento ha estado constituido por el presidente de SEMERGEN, José Polo; la Vicepresidenta del Congreso, Ana Pastor; el Director Gerente del Servicio Extremeño de Salud (SES), Ceciliano Franco; el Ex Secretario General de Sanidad, José Martínez Olmos el Vicepresidente y la Vicepresidenta de SEMERGEN, Rafael Micó y Lourdes Martínez-Berganza, la Secretaria General de la Sociedad, Aurora García Lerín; la responsable del grupo de trabajo de gestión de SEMERGEN Inmaculada Cervera; el gerente del área sanitaria integrada de Ourense, Verín y O Barco de Valdeorras, Félix Rubial y el director gerente del área integrada VII de Murcia, Juan Antonio Marqués.

 

En representación del grupo, en la rueda de prensa ofrecida esta mañana en la sede de SEMERGEN han participado los Dres. Polo y Micó y la Dra. García.

 

En su intervención, el presidente de SEMERGEN, el doctor Polo, ha agradecido la participación de todos los expertos ya que han puesto al alcance de nuestra sociedad su conocimiento y experiencia en aras de un objetivo común para todos: conseguir una Atención Primaria (AP) más resolutiva, mejor organizada y más valorada, tanto desde fuera como por parte de los que trabajamos en este ámbito asistencial.

 

Polo ha explicado las diez propuestas de recomendación que el grupo ha emitido y que, en su opinión, deberían ser tenidas en cuenta por parte de las administraciones sanitarias, tanto la nacional como las autonómicas, para construir un nuevo modelo de AP, preparado para asumir los retos que las necesidades asistenciales de la población presentan ahora y en el futuro.

 

En este sentido, los representantes del panel se han referido en primer término a la necesidad acuciante de dar visibilidad a la importante labor que desempeña el médico de AP, prestigiando su trabajo y poniendo en marcha acciones que mejoren la reputación de la medicina de familia. Devolver el prestigio al trabajo desempeñado por los facultativos de AP ayudará, entre otras cosas, a dotar de mayor atractivo a la especialidad de Medicina de Familia entre los recién graduados; aunque este aspecto tenga que ser complementado con una mayor presencia de la especialidad durante todo el ciclo formativo de los futuros médicos, tanto en la etapa académica como en las rotaciones formativas que los estudiantes realizan en diferentes especialidades ha señalado Polo.

 

Mejor dotación y reorganización de plantillas

 

Po su parte, el doctor Micó, se ha referido a la necesidad de mejorar la dotación y organización de los recursos humanos en el ámbito de la Atención Primaria, no sólo incrementando plantillas sino implantando medidas organizativas que permitan una redistribución de las tareas entre las diferentes profesiones sanitarias y no sanitarias, mejorando el acceso a la atención no presencial, definiendo de forma clara la exclusión de tareas que no deben realizarse en este ámbito, mejorando procesos asistenciales que reduzcan las derivaciones inadecuadas entre niveles e invirtiendo en sistemas de información que permitan la medición de resultados y la identificación de palancas activables para la toma de decisiones.

 

 

Junto a todo ello- ha continuado diciendo el vicepresidente de SEMERGEN- es necesario hacer un análisis de la actual cartera de servicios de AP, partiendo de una auditoría de reevaluación de los objetivos en salud e incorporando todos los procesos y actividades comunitarias, de salud pública y aquellos que se prestan en el ámbito sociosanitario. El doctor Micó ha señalado que de esta forma se podrá llegar a tener una cartera básica equitativa entre las diferentes Comunidades Autónomas que además se corresponda con la realidad de los servicios que se prestan en nuestro ámbito asistencial.

 

Acceso amplio y equitativo a pruebas diagnósticas

 

En esta línea se ha manifestado la secretaria general de SEMERGEN, la doctora Aurora García Lerín, que ha subrayado la necesidad de mejorar el equipamiento tecnológico, además del acceso a las tecnologías, tanto clínicas como de sistemas de información. Para poder llevar a cabo las actividades recogidas en la cartera de servicios es imprescindible garantizar el acceso de los profesionales a la tecnología necesaria, incluyendo las pruebas diagnósticas pertinentes ha explicado la doctora García.

 

 

La secretaria general de SEMERGEN ha subrayado que el acceso a las pruebas diagnósticas es muy desigual entre Comunidades, lo cual, además de generar inequidades, genera retrasos diagnósticos y demoras innecesarias.

 

El momento es ahora

 

Para abordar todas estas propuestas, el doctor Polo ha hecho un llamamiento a las administraciones públicas. Es necesario partir de un acuerdo conjunto, unas prioridades consensuadas que permitan impulsar la modernización de la AP ha destacado el presidente de SEMERGEN. En la actualidad existe un Marco Estratégico de AP aprobado por el Consejo Interterritorial que cuenta con una dotación presupuestaria por parte del Ministerio de Sanidad, sin embargo, esa estrategia debe ser concretada, desarrollada e implementada con acuerdo por parte de todas las Comunidades Autónomas.

 

Para el doctor José Polo, el momento es ahora, la AP no puede esperar más, ya que hay problemas acuciantes que deben resolverse ya, antes de que sea tarde; fijando prioridades, acciones para alcanzarlas y presupuesto para ejecutarlas.

 

Las diez propuestas del documento

 

A continuación se recogen las diez propuestas de consenso alcanzadas por los expertos que han integrado el grupo de trabajo:

1. Poner en valor la Medicina de Familia y la Atención Primaria.

2. Definir por consenso la Estrategia global para Atención Primaria en el Sistema Nacional de Salud.

3. Incrementar la dotación presupuestaria de Atención Primaria para hacer posible la consecución de los objetivos propuestos.

4. Mejorar la dotación y organización de los recursos humanos en el ámbito de la Atención Primaria.

5. Revisar y actualizar la cartera de servicios en Atención Primaria.

6. Mejorar la dotación tecnológica en Atención Primaria

7. Facilitar un acceso amplio y equitativo a las pruebas diagnósticas desde Atención Primaria en el conjunto de las Comunidades Autónomas.

8. Poner en marcha medidas que faciliten la coordinación real entre la Atención Primaria y la Hospitalaria.

9. Revisar el modelo docente y fomentar la atracción de recién graduados en medicina a la especialidad de Medicina de Familia.

10. Diseñar y poner en marcha actuaciones específicas para el entorno rural.

 

Abrir Documento Adjunto